inmobiliaria@rocavende.com 03884232126 Güemes 964 - San Salvador de Jujuy

Novedades

Una casa de fin de semana rescata la esencia andina en la Quebrada de Humahuaca - 29/05/2018

La arquitectura originaria es introvertida porque sus pobladores estaban en permanente contacto con la inmensidad. Como el caso del hombre urbano es opuesto, quiere el paisaje dentro de la casa

En el corazón de la Puna

La puerta principal es pivotante y tiene un manijón hecho por Antoraz con una rama seca de queñoa, un pequeño árbol de tronco retorcido que puede encontrarse hasta los 300 metros de altura.

A un lado del hall de entrada está el living, donde el techo es de álamo, una madera blanda muy resistente en climas secos, que proyecta un haz de luz en la pared revestida en cañas.

Sobre la mesada de la cocina que se prolonga hacia el vano que da al comedor, vajilla de cerámica, piezas de algarrobo y cardón y camino de lana artesanal (Artes de Uquía). En el dormitorio principal, encuentro de paños fijos.

El interior prolongado en el afuera

Los techos son bajos porque las medidas de referencia es el hombre y la necesidad de darle refugio

Con chimeneas esculturales, la parrilla y el horno de barro toman una gran proporción del afuera. 

Del comedor se sale al quincho con parrilla y horno de barro, infaltable en la zona, a resguardo del clima gracias a la pérgola de caña que tamiza la luz del sol

"Nuestra premisa es rescatar el espíritu andino. Por eso, incorporamos las grandes tinajas de barro de las galerías y la puerta de entrada". 

 

 

fuente la nación